preloader2.gif
Llámenos: (011) 4343-6111  
31 Mar

Revista Aeroespacio
  • 31/03/2007

Revista Aeroespacio: 26 convención en la EAA Argentina .

Como ya es tradicional y con gran asistencia de público y aeronaves, la EAA- Argentina llevó a cabo su Convención en Vuelo en el aeródromo Idelfonso Durana de la localidad bonaerense de General Rodríguez. Un aspecto interesante de la reunión de este año fue la participación de casi una quincena de aeronaves llegadas desde países vecinos, entre las que se contaban aviones experimentales, acrobáticos y de aviación general, incluyendo un par de clásicos impecablemente conservados. Asimismo, la Fuerza Aérea Argentina se hizo presente con un EMB- 312 Tucano y un legendario Beechcraft B-45 Mentor, en tanto que el Ejército Argentino asistió con un helicóptero Bell UH- 1H y material estático.

Entre las novedades, pudimos observar la evolución del Petrel 9121, desarrollado por Proyecto Petrel S.A con la colaboración técnica del ITBA. Se trata de un monoplano monomotor biplaza de ala alta, diseñado para la instrucción básica, entrenamiento de pilotos y actividades aerodeportivas. aeroespacio tuvo la oportunidad de hablar con Julio Lavezzo, Presidente de Proyecto Petrel S.A quien nos presentó el equipo de trabajo y nos dio precisiones sobre el avance del programa. Es de destacar que los alumnos del ITBA utilizaron en la aeronave las más modernas tecnologías de diseño por computación y soluciones aeronáuticas desarrolladas por la industria estadounidense para aviones de esa categoría.

La estructura básica consiste en un fuselaje de tubos de acero SAE 4130 soldados, en tanto que el recubrimiento está realizado en tela y materiales compuestos para reducir el mantenimiento. El ala fue fabricada en aluminio 6061 T6, entelada en dacrón, tiene superficie rectangular para reducir los costos de construcción y mantenimiento e incorpora flaps de tres puntos para mejorar las prestaciones a bajas velocidades. El tren de aterrizaje emplea dos elásticos de acero SAE 6150, de gran robustez. La planta motriz está conformada por un motor Rotax 912 de 80 HP de potencia, con un TBO de 1 500 horas y utiliza combustible de automóvil. En lo que respecta a las prestaciones, la velocidad de crucero alcanza los 177 km/h la tasa de ascenso es de 5 m/s y el techo de servicio ronda los 5000 metros.

Actualmente, el prototipo está realizando ensayos en vuelo con miras a obtener la certificación de la Dirección Nacional de Aeronavegabilidad hacia fines del corriente año, bajo las normas aeronáuticas internacionales CS-VLA y se espera certificar la versión de entrenamiento IFR durante 2008.
De acuerdo con los datos recibidos del fabricante, el precio de este avión alcanza los u$s 55 000 más IVA con instrumental básico y su costo de operación está entre u$s 25 y u$s 30 por hora de vuelo, lo cual lo hace más atractivo para reemplazar el ya ajetreado parque de aeronaves de instrucción de aeroclubes y escuelas de vuelo. El Petrel 9121 efectuó demostraciones durante la Convención revelando sus muy buenas características de vuelo.

FOTO PETREL Julio y Eduardo con el premio, foto de equipo
Foto del avión volando.

Fue importante la presencia de aeronaves de países limítrofes, destacándose el grupo brasileño constituido por varios aviones experimentales, entre los que se contaba un interesante RV- 9ª y un Cessna 182 y la participación del piloto acrobático Cesar Albuquerque Almeida con su Sukhoi Su- 26. También pudimos observar varios aviones provenientes de la República Oriental del Uruguay con su tradicional matrícula “charlie x – ray”. Sin embargo, lo interesante fue la presencia de dos aeronaves llegadas desde Chile, un inmaculado Globe Swift plateado y un envidiable Cessna170 en excelentes condiciones. La delegación brasileña se hizo notar y junto al habitual presentador argentino del espectáculo se unió un experimentado piloto del país vecino quien hizo gala de la habitual simpatía que caracteriza a sus compatriotas y su excelente “portuñol” al momento de describir las maniobras de sus camaradas.

Presencia militar
Luego de mucho tiempo volvieron a verse aeronaves militares en una Convención en Vuelo de la EAA- Argentina. La fuerza Aérea Argentina presentó un Beechcraft B-45 Mentor, matrícula E- 044, empleado en la Escuela de Aviación Militar para la formación básica de los pilotos de la Institución y un Embrear EMB- 312 Tucano, matrícula E-125, utilizado en el escalón siguiente de entrenamiento como paso previo a la especialización, tanto en aeronaves de combate como de transporte. El Mentor, un diseño de Beechcraft de mediados de los años ´50 fue construido bajo la licencia por la FMA. Propulsado por un motor Continental IO- 470-N12B a inyección, de 260 HP, puede alcanzar una velocidad de 305 km/h. El Tucano, por su parte, es un diseño de la compañía brasileña Embrear. Está propulsado por una turbina Pratt & Whitney PT 6ª- 25 C de750 SHP que le permite desarrollar una velocidad máxima de 457 km/h. De moderna concepción, el Tucano incorpora asientos eyectables y aviónica completa para la instrucción de vuelo por instrumentos.

Por su parte, el Ejército Argentino asistió con un helicóptero de transporte y asalto Bell UH- 1H y con material didáctico consistente en una cabina del Grumman OV- 1D Mohawk y un asiento eyectable del mismo avión, que despertaron gran interés en el público.

La aviación deportiva

En esta edición el número de aeronaves expuestas superó ampliamente el registrado en encuentros anteriores. Se pudieron ver desde ultralivianos hasta aeronaves de aviación general, pasando por un interesante parque de experimentales, aviones clásicos y antiguos, dos autogiros y dos helicópteros, un Bell 206B JetRanger III y un Robinson R 22 Beta.

En lo que respecta a las aeronaves antiguas se presentaron un Focke- Wolf FW-44 Stieglitz y un hermoso Stearman, matrícula LV- ZKU. Entre las clásicas, encontramos un ejemplar del Culver Cadet, un raro avión construido en Estados Unidos en la década del ´40. Se trata de un monoplano de ala baja, fabricado con tubos de acero soldados, recubiertos en tela y propulsado por un motor Franklin de unos 85 HP de potencia. El trabajo de restauración se encuentra en su fase inicial, y está realizado en forma inmejorable. Otros aviones del período clásico presentados en muy buen estado fueron el Ercoupe 415C LV-NUM “Corsario”, el Luscombe Silvaire 8E LV- NVX, un Piper PA-12, matrícula LV-YGR, pintado en color rosado, con un simpático muñeco de la Pantera Rosa y el planeador Schweizer SGU 2-22 LV-EFL con un vistoso esquema de pintura.

Varios fueron los experimentales exhibidos, entre los que se destacaron un espectacular Lancair IV, el biplano Tábano I, un par de Fly Baby´s, un Pazmany PL-4 y una amplia variedad de Rans (Coyote, S-10, etc.) usualmente vistos en General Rodríguez durante los fines de semana.

Las exhibiciones acrobáticas

El plato fuerte de la Convención lo constituyó el programa de acrobacia, que incluyó a varios de los mejores pilotos de nuestro país y de Brasil. Entre ellos se destacó la participación de Jorge Malatini, que realizó una rutina inmejorable a bordo de su Pitts Special S2B. Sus maniobras a baja altura y su habitual precisión dejaron boquiabierta a la concurrencia. Sin embargo, no estaba todo dicho, ya que su inseparable amigo y compañero Carlos Zarlenga se unió con su helicóptero Hughes 500 C y realizaron una sesión de acrobacia en formación del mejor nivel. No es habitual ver este tipo de espectáculos con una aeronave de alas fijas y otra de alas rotativas en nuestras latitudes y la labor de estos pilotos fue excelente.

El platense Julio Benvenuto, utilizando todos los recursos que le brindaba su espectacular Extra 300, realizó el sábado una presentación de inusual belleza y precisión, demostrando las cualidades de la aeronave y su gran experiencia en figuras acrobáticas complejas, deleitando a la multitud reunida en el campo. Luego el poderoso Zlin50 de Gustavo Passano, adquirido recientemente en Brasil, efectuó una rutina acrobática con su antiguo propietario en los comandos a modo de despedida. No dudamos que esta aeronave será protagonista en muchos festivales a lo largo de nuestro país. Eduardo País, de Pergamino, llevó a cabo una interesante serie de demostraciones acrobáticas a bordo de su Rv-4, confirmando que también se puede brindar un muy buen espectáculo con un avión de menores prestaciones que los de alta competición.

Durante el domingo pudimos asistir a la presentación de Pablo Vilaró con su gran Christen Tagle negro, efectuando una inmejorable rutina también a la exhibición del piloto brasileño Cesar Albuquerque Almeida y su impecable Sukhoi Su-26. Infelizmente, el desgraciado y trágico accidente del piloto Julio Benvenuto cuando realizaba su presentación al medio día del domingo suspendió las actividades de la Convención. La comunidad aeronáutica en su conjunto, a la que aerospacio ha expresado su gran tristeza por la irreparable pérdida del gran piloto de La Plata.

Durante todo el desarrollo de la Convención en Vuelo pudimos apreciar la excelente organización por parte del equipo de la EAA- Argentina, liderado interinamente por Héctor Freyre. La nueva disposición del festival, que se desarrolló esta vez junto a los hangares, hizo que el público tuviera un mayor acceso a las aeronaves y también se mejoró el ingreso al predio y al estacionamiento. Basados en la gran concurrencia de público y aeronaves, no dudamos en afirmar que la siguiente edición, que tendrá lugar entre los días 7 y 9 de marzo del año próximo, será seguramente un éxito mayor.

Por
José G. Pubgliese.

CONTÁCTENOS
  • Nuestras Oficinas:
    Julio A. Roca 570
    3ºB - C.P.1067
    Buenos Aires Argentina
  • Ubicación de nuestra Planta:
    Ruta Nacional Nº 5, Km. 89,500.
    Mercedes - Gowland
    Buenos Aires Argentina
  • Tel./Fax: (011) 4343-6111